Categorías
Arte Exposiciones

Playgrounds, o como el Reina Sofía convierte el recreo en una clase de historia

Tres años lleva Borja-Villel intentando meter a capón el 15-M en su museo, desde que en 2011 destacara las manifestaciones del 15-M en la Puerta del Sol de Madrid como el evento artístico del año en ArtForum. Por fin lo ha conseguido, la exposición Playgrounds ha sido la excusa perfecta que el director del Reina Sofía ha encontrado para hacerlo, para ello tan solo ha tenido que añadir un ambiguo subtítulo: reinventar la plaza.

Así, el ingenuo espectador al que se le escape la letra pequeña y vaya a ver una exposición que trate la relación entre lo lúdico y lo estético, o entre el juego infantil y la producción artística, acabará decepcionado entre decenas de imágenes que se remontan al carnaval medieval, fotografías que reflejan el ocio del proletariado decimonónico, y videos (demasiado largos como siempre) que acaban relacionado esa utilización lúdica del espacio público con la toma de la plaza por parte de movimientos sociales (15-M).

No hay espacio de juego en el Reina Sofía, no hay interactividad, no hay obras que fomenten una actitud relajada, distendida y lúdica en el espectador. Todo lo contrario, nos encontramos con una oportunidad perdida, un montaje curatorial clásico que ilustra un ensayo histórico de una excesiva complejidad intelectual y una confusa (y bastante innecesaria por redundante) excusa para ir del concepto del juego al espacio político. Irónico cuanto menos que una exposición llamada «playgrounds» pueda resultar tan sumamente tediosa.

Borja-Villel vuelve a reafirmar su concepto de museo elitista en el que no hay espacio para el espectador medio, por mucho que sea este el que financia el museo con sus impuestos. El juego y el arte (o el arte en el juego), no deben parecerle asuntos de suficiente importancia al director/comisario como para prestarles una exposición que no derive en el panfleto político.

Playgrounds es el simil curatorial al científico que disecciona un balón de futbol para estudiar los fundamentos del juego. Igual de planchado se queda el espectador que se adentra en esta exposición. Puuuuuuuuuffffffff…..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *